lunes, 27 de marzo de 2017

El Tamaden o Tren de la Gata Tama en Wakayama


Japón es un paraíso para los amantes de los trenes, no sólo por los trenes de levitación magnética que alcanzan los 603 km/h o por el famoso tren bala o shinkansen, sino también por los que tienen un encanto especial, como el Tamaden.

El Tamaden o tren de la gatita Tama, es un tren de inspiración gatuna que ha utilizado como modelo a la gatita Tama, de la que ahora os hablaremos. Este tren podemos encontrarlo en la prefectura de Wakayama.

Este llamativo tren recorre los 14,3 kilómetros de la línea Kishigawa entre las estaciones de Wakayama y Kishi, con un recorrido por el Japón más rural. Como decíamos, está decorado con una gran cantidad de detalles gatunos y dibujos de la gatita Tama, todo un símbolo de la línea. Y es que Tama no sólo inspiró este tren, revitalizando la línea y la zona, sino que desde 2007 hasta 2015 fue jefa de estación en la estación de Kishi.

Pero que una gata calicó sea el símbolo de una línea ferroviaria y que se convirtiera incluso en jefa de estación no es lo único que nos sorprende. La historia de recuperación y el impacto que tuvo en la economía de la región merecen también mención especial.

La gata Tama y la recuperación de la línea Kishigawa

El 1 de abril de 2006 se creó la nueva compañía Wakayama Electric Railway y se reabrió la línea Kishigawa… y fue el día en el que la gatita Tama apareció en la vida de la compañía y de la línea. Justo después de la ceremonia de inauguración, en la estación de Kishi, una mujer pidió al presidente de la compañía si una gatita calicó que se iba a quedar sin hogar podía quedarse a vivir en la estación.

Las regulaciones no permitían que un animal viviera en una estación de tren, así que Kojima, pensando en cómo ayudar a la gatita Tama, tuvo la grandiosa idea de convertirla en empleada de la compañía. Así, en enero de 2007 Tama fue nombrada jefa de estación en Kishi. Si bien en un primer momento Kojima tan sólo intentaba buscar una solución para que Tama no se quedara sin hogar, al adoptarla vieron como Tama se convertía en una especie de maneki neko o gatito de la buena fortuna, atrayendo a muchos viajeros y visitantes a la línea.

El uniforme ferroviario de Tama y la extravagante y curiosa noticia de su nombramiento hizo que turistas, tanto japoneses como extranjeros, acudieran a esta zona de Japón para ver con sus propios ojos a la nueva jefa de estación.

Y la propuesta surtió efecto: si en 2005 el volumen de pasajeros de la línea Kishigawa era de menos de 2 millones de viajeros, cuando Tama se convirtió en jefa de estación los números incrementaron rápidamente a 2,1 millones y en 2013 el volumen de pasajeros que usaba la línea Kishigawa ya superaba los 2,3 millones.

Estos datos, teniendo en cuenta que hablamos de una zona de Japón cada vez más despoblada, no son nada desdeñables. Y es por ello que Tama fue todo un ejemplo y actualmente no es el único caso en el que hay animales como jefes de estación, porque también tenemos el caso del Aso Boy, otro interesante tren donde la mascota es Kuro-chan, un perro de color negro.

Tama se convirtió en todo un símbolo de la recuperación de la línea Kishigawa y todo un referente de cómo conseguir que pequeñas líneas sean rentables. Así, dada la cada vez mayor popularidad de la gatita Tama, en abril de 2008 se inauguró la oficina de Tama en la estación de Kishi y en 2009 vio la luz el primer tren Tamaden, así como una reconstrucción de la estación en 2010.

Fallecimiento de Tama y nombramiento de Nitama

Santuario de Tama en la estación de Kishi
A este funeral asistieron más de 3.000 personas tanto de Japón como de otros países que dejaron ofrendas florales en memoria de Tama, así como comida para gatos en el santuario que se construyó en su honor en la estación de Kishi.

En agosto de 2015, la gata Nitama fue nombrada jefa de la estación de Kishi. De hecho, en preparación para el futuro, Nitama ya era jefa de estación en otra estación de la línea y trabajaba como aprendiza de Tama, haciendo de jefa de estación en Kishi durante los fines de semana, para que Tama pudiera descansar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario