Una perfumería encantadora


Después de haberos hablado sobre una librería maravillosa, ahora os voy a recomendar una de mis perfumerías favoritas: la cadena de tiendas Green. Conocí estos establecimientos por casualidad y ya se han convertido en imprescindibles en mi ámbito estético, ¡me encantan!

Mis dos habituales son dos establecimientos de Madrid, por un lado la tienda de la céntrica calle Carmen y por otro, la ubicada en el coqueto Centro Comercial Las Rosas, que tiene una gran zona comercial llena de maravillosos productos.

Una de las cosas que compro en Green y que uso habitualmente es la crema ‘My Skin’ de Essence morada. Se trata de un producto con un bonito envase a precio asequible que uso mañana y noche y que deja mi piel fresca y perfumada. Además, su textura es muy peculiar, pues se asemeja a un yogur de mora al que dan ganas de hincarle el diente.

Precisamente con este producto tuve una experiencia muy positiva en la tienda de la calle Carmen, que se encuentra frente a uno de los laterales de la Fnac de Callao. Había ido en busca de mi crema y me encontré con la sorpresa de que justo la que yo uso, la lila, se les acababa de terminar.

La chica, muy amable por cierto, me dijo que no habría ningún problema en pedírmela en alguna otra tienda que me viniese mejor. Al día siguiente ya tenía el producto en casa y para aprovechar el viaje me compré unas toallitas desmaquillantes de la marca Atenea que me resultaron muy asequibles.

Otros productos de Essence (se encuentran en otros lugares, pero soy fiel a Green) con los que me he hecho han sido el corrector ‘Stay Natural’, que tiene una brochita y cubre perfectamente las antiestéticas ojeras y un sacapuntas azul transparente con varios agujeros que se adecua muy bien con mis diferentes lápices.

Casi se me olvidaba, por mi últimi cumpleaños me regalaron una crema de manos espectacular, la ‘24 Hand Protection Balm’ de caramelo y chocolate caliente. Tiene una textura a medio camino entre una crema y una mousse y su olor en totalmente adictivo, dan ganas de empezar a darse bocaditos y no parar.

Además, de mi entorno, no soy la única que compra en Green, pues familiares y amigas me han dado también una muy buena opinión de los productos adquiridos en este sitio tan bonito. Espero que sigan siendo tan profesionales y les vaya igual de bien.

Comentarios